FRENTE DE DESARROLLO Y PROYECTOS DE LOS INTERESES DE PACHITEAS


 
   

EL LLACON EN PACHITEA

   
 


 

 

FRENTE DE DESARROLLO Y PROYECTOS

Libro de visitantes

Contacto

MUNI PANAO

TRABAJOS SOCIALES

HISTORIA DE PACHITEA

PAPA PAN TRIUNFO DE UN ALCALDE

PACHITEA A PLENITUD

Denuncian a Alcalde y funcionarios de Municipalidad de Pachitea

NOTICIAS Y DEL PERU Y EL MUNDO

POLICIAS ASESINAN A UN HUMILDE CAMPESINO

PRODUCTOS DE PACHITEA

EL LLACON EN PACHITEA

CULTIVO DE ROCOTO EN PACHITEA

gracias por su preferencia

GALERIAS DE FOTOS

Qué es Proabonos

35 MINERAS DE ORO EN PACHITEA

NUCLEOS EJECUTORES

Javier Pulgar Vidal Honor del Perú

 


     
 


  • Quechua : yacón, llakuma, yacuma.
  • Aymara : aricoma, aricona
  • Español : yacón, jacón, llacón, llamón, arboloco, puhe, jícama
    (no es la jicama comercial), jíquima, jíkima, jiquimilla.
  • Inglés : yacón, yacón strawberry, jíquima.
  • Francés : poir de terre Cochet.
  • Alemán : erdbirne.
  • Italiano : Polimnia. 

Al contrario de otras plantas, que almacenan los carbohidratos en forma de almidón, el Yacón lo hace en forma de inulina u oligofructosa, conocida como alimento de la flora intestinal (función prebiótica), lo cual es favorable para las personas que sufren de diabetes.
Con la reactivación de las bacterias intestinales útiles, tienen los gérmenes malignos pocas posibilidades de expansión. El equilibrio intestinal influye positivamente en la regulación de la grasa en la sangre y en la piel.

Uso recomendado:

  • efectivo antidiabético, por su activa potencia hipoglicemica para reducir el nivel de azucar en la sangre
  • reduce la cantidad de colesterol y triglicéridos (contra la arteriosclerosis)
  • favorece el desarrollo de la bifidobacterias y del bacillus subtilis en el colon
  • evita el crecimiento de los microorganismos putrefactivos que tienden a provocar diarreas
  • puede corregir desordenes estomacales bastante comunes como acidez, indigestiones trastornos gástricos
  • mejora la asimilación del calcio
  • estimula la síntesis de vitaminas del complejo B
  • aporta bajo contenido calórico
  • los azucares presentes no son cariogenicos
  • control del estreñimiento, aumento de la excreción
  • fortalece la respuesta del sistema inmunológico
  • previene infecciones gastrointestinales

El Yacón y la diabetes

Estudios realizados en la Universidad Nacional de Trujillo en animales de experimentación con diabetes inducida, a los que se les suministró el jugo del Yacón; no mostraron alteraciones en la glicemia de estos animales. Este fenómeno se explica, porque la fructosa, desaloja del torrente sanguíneo a la glucosa, hacia los tejidos. Consecuentemente se podría elaborar suero a partir de este tipo de azúcar, evitando riesgos de hiperglicemia en los pacientes.

Si bien se trata de un producto natural cuyos principios activos no están completamente analizados ni descubiertos, se ha podido comprobar que la planta de Yacón, específicamente sus hojas, pueden ayudar significativamente a paliar la diabetes. El uso de las hojas, mediante el consumo de cápsulas de Yacón micropulverizado para el tratamiento de la diabetes, es un hábito que ha surgido espontáneamente en tiempos modernos, probablemente en Japón

Existen claros indicios experimentales que dan un sustento fisiológico a este uso, detectados por un grupo de investigadores brasileños y confirmado más tarde en la Argentina. Extractos acuosos de las hojas tienen la capacidad de reducir los niveles de glucosa en la sangre. Compuestos químicos que todavía no han podido ser aislados tienen la propiedad de actuar reduciendo los niveles de glucosa en la sangre de ratas que han desarrollado diabetes en forma artificial.

El Yacón además de comerse como una fruta, es decir, como una manzana cruda, tiene principalmente uso medicinal, porque contiene un azúcar que no es asimilado por el organismo humano. Y más bien pasa sin metabolizarse, pero en el intestino grueso es utilizado por unas bacterias para su metabolismo, entonces el azúcar del Yacón ayuda a incrementar la microflora que se encuentra en la ultima parte del intestino grueso, y al tener altas poblaciones de esas bacterias conocidas con el nombre de bífido bacterias permiten regular a otras bacterias que se encargan de la putrefacción de los residuos que se encuentran en el intestino grueso. Por se dice que gracias a la bífido bacterias estimuladas por el consumo de Yacón habrán menos toxinas y consecuentemente menos riesgos de que se produzca un cáncer al colon.

Además de las propiedades medicinales 

POTENCIAL DE LA FRUCTOSA DE YACÓN COMO UN  PRODUCTO DIETÉTICO EN EL MERCADO INTERNACIONAL Y NACIONAL

 

El presente trabajo de investigación está referido a la determinación de la viabilidad del cultivo del Yacón en el Perú y a su industrialización como jarabe o fructosa para ser destinado al consumo local o internacional.

Los objetivos principales consisten en determinar la magnitud potencial de la oferta del yacón, presentar las características del producto, estimar la demanda nacional e internacional y construir una metodología de trabajo que pueda ser aplicada a cultivos de similares características.

En relación al cultivo del yacón, el tamaño de las tierras cultivadas en el perú es 247 hectáreas, teniendo además un potencial de tierras cultivables de un millón de hectáreas que pueden ser destinadas al cultivo del yacón. El costo de cultivo del yacón  es de 403 dólares por hectárea.

El mercado potencial para introducir la fructosa de yacón internacionalmente, como producto dirigido a las personas diabéticas representa 449 tm para el año 2002, mientras que para el mercado nacional, como jarabe, representa 23 toneladas métricas.

En el proceso de transformación del yacón, el costo de producción de jarabe es de 391 dólares americanos por tonelada métrica, y el costo de liofilización del jarabe para obtener fructosa es de 2,201 dólares americanos por tonelada métrica.

El análisis económico indica que la introducción de la fructosa en el mercado es viable, con un VAN para el inversionista de US$ 2’979,164.

La conclusión del trabajo es que existe un potencial para el cultivo y la producción del yacón, así como un mercado local e internacional que se encuentra en una etapa de crecimiento y orientado hacia productos dietéticos y naturales como nuestro producto.

Resumen elaborado por los especialistas del frente de defensa de pachitea.

JAPON SE LLEVO EL YACON! by RAFI




RAFI
Rural Advancement Foundation International
Fundación Internacional para el Progreso Rural
www.rafi.org | rafi@rafi.org
Comunicado - 24 de agosto del 2001



¡JAPON SE LLEVO EL YACON!
El escándalo por el secuestro de una planta peruana oculta en realidad el saqueo sistemático en la "capital de la biopiratería mundial"
* * *

El secuestro por parte del gobierno japonés de un tubérculo peruano de gran utilidad, pero muy poco conocido, ha motivado un escándalo en los medios de ese país. Sin embargo, según Pat Mooney, Director Ejecutivo de RAFI, los que están en el banquillo de los acusados no son los verdaderos culpables: el escándalo disimula temas más serios relativos a la soberanía y a quienes realmente tienen la responsabilidad por la biopiratería en los Andes.

Plata dulce:
El yacón (Smallantus sonchifolius), planta nativa de los Andes pariente del girasol, tiene sabor dulce pero no engorda. El cuerpo humano no es capaz de metabolizar el azúcar de esta planta, por lo que su eventual utilización en alimentos significaría que los que están a dieta podrían comer muchos más dulces sin pensar en las consecuencias. Teóricamente, al ser un edulcorante que no engorda, el yacón podría suplantar cultivos como la caña de azúcar y la fructosa de maíz en muchos productos, desde galletas a refrescos. Viendo este enorme mercado potencial, los japoneses han estado investigando y patentando derivados del yacón por más de una década. Según Julie Delahanty de RAFI que ha hecho un seguimiento de estas patentes, en Japón se están cultivando experimentalmente más de cien hectáreas de yacón.

Escándalo de semillas:
La tormenta alrededor del yacón (ha aparecido citado en varios diarios y canales de televisión de Perú), se comenzó a formar cuando dos ex - empleados del Centro Internacional de la Papa (CIP) en Lima acusaron a los directores de este instituto público de investigación de contrabandear germoplasma de yacón para el gobierno de Japón. Los ex - empleados, el Dr. Noel Pallais y el Dr. Zoesimo Huaman (éste último constituyó su propia ONG - ProBioAndes- luego de salir del CIP) afirman que el CIP recibió un pedido del embajador japonés de germoplasma incluido en el "fideicomiso" del Centro en noviembre de 1999. (CIP tiene un amplio banco genético internacional en Lima que frecuentemente es usado por gobiernos regionales para una buena conservación de tubérculos, los materiales en fideicomiso no pueden ser objeto de ninguna forma de propiedad intelectual). Pallais y Huaman sostienen que para evitar acusaciones de biopiratería, el CIP entregó las muestras de yacón a un instituto gubernamental peruano (INRENA) cuya directora, Josefina Takahashi, posteriormente le dio los tubérculos al embajador de Perú en Japón, que voló con ellos a Tokio unos días más tarde. La historia se pone más picante, porque el embajador en Perú es el cuñado de Fujimori, el ex - presidente peruano refugiado en Japón. También se asocia a Takahasi del INRENA con los intereses de Fujimori.

Investigando:
"Oímos rumores sobre el yacón en una reunión de la FAO (Organización de Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura) en febrero de este año," recuerda Pat Mooney. "Contactamos a otras organizaciones de la sociedad civil en Perú y también hablamos con varias personas relacionadas al CIP." -continúa Mooney. "Llegamos a la conclusión que lo que hizo el CIP fue repatriar recursos genéticos peruanos a partir de una solicitud del gobierno peruano. Posteriormente, las autoridades peruanas permitieron intencionalmente la fuga de plantas al Japón. Si le hubieran llegado noticias a RAFI de que el CIP se negaba a dar materiales peruanos a Perú - o que de cualquier otra forma hubiera coartado la soberanía de Perú- hubiéramos denunciado al CIP por esta razón." Mooney agrega "Nuestras investigaciones también mostraron que los dos empleados que ahora están haciendo la denuncia, conocían muy bien la situación durante todo el proceso y no expresaron ninguna objeción hasta meses después de que se enviaron las muestras. Ambos habrían podido hablar públicamente en el momento adecuado y eso hubiera significado una diferencia real en los resultados. Ahora están quejándose por que el CIP no rompió con el acuerdo que tiene con el gobierno, cuando ellos, como ciudadanos peruanos, tenían la posibilidad y el derecho de intervenir legalmente!".

La capital de la biopiratería en el mundo.
Aunque en este caso CIP sea inocente, el caso del yacón es una pérdida real para el Perú y otros países andinos, así como para la gente que lo ha estado cultivando por siglos. "El CIP sabía que las semillas iban a ser llevadas a Japón" dice Alejandro Argumedo de la Asociación Kechua-Aymara ANDES, en el Cuzco, "pero no tenían derecho a interferir legalmente. Las autoridades peruanas también sabían lo que iba a suceder y deberían haber intervenido. Pero esto es un triste ejemplo más donde el discurso disfraza la biopiratería. La región andina es la capital de la biopiratería en el mundo."
Una razón por la cual el ataque al CIP ha ganado popularidad es que permite que aquellos que deberían haber estado velando por los intereses nacionales, desvíen la atención hacia un objetivo internacional, que los deja afuera. CIP, como parte de la red pública CGIAR (Grupo Consultivo de Investigación Agrícola Internacional), es vulnerable a las críticas.
"Hemos mantenido una actitud crítica hacia el CGIAR por los últimos 25 años" dice Pat Mooney, pero reconocemos que el CIP y su socio el CIAT (Centro Internacional del Agricultura Tropical) en Colombia, han tenido conductas correctas últimamente, defendiendo a los agricultores contra la biopiratería." A principios de este año, cuando el escándalo del yacón estaba fermentando, la FAO y el CIAT trabajaron junto con RAFI para apelar legalmente por el patentamiento de una variedad de frijol amarillo mexicano por parte de una empresa de semillas estadounidense. Las Naciones Unidas y este centro del CGIAR apoyaron la demanda de los agricultores mexicanos, que todavía está en juicio. Actualmente, RAFI también está trabajando junto a un centro del CGIAR para apelar jurídicamente otra patente -la del frijol nuña, un frijol con el que se puede hacer palomitas, nativo de los Andes.
"Los campesinos peruanos estamos exigiendo que se rescinda la patente, pero aún el gobierno no nos ha contestado" dice Alejandro Argumedo disconforme. "Tanto CIP como CIAT han adoptado una actitud constructiva en esos casos", agrega Pat Mooney.



En los últimos años, los gobiernos de los países andinos han ignorado una serie de casos de biopiratería:
* A principios de los '90, RAFI denunció que un mejorador de algodón de los Estados Unidos había logrado una forma de derechos de propiedad intelectual sobre el algodón naturalmente coloreado, originario de los Andes. Los gobiernos andinos no hicieron nada.
* En 1996, RAFI alertó que la unidad de investigación médica de la Marina de los Estados Unidos había estado recogiendo muestras de sangre en Lima e Iquitos, en Perú. El gobierno permaneció totalmente pasivo.
* En 1997, organizaciones de agricultores de los Andes y RAFI, iniciaron una campaña para derogar una patente de la Universidad del Estado de Colorado (Estados Unidos), que incluía decenas de variedades tradicionales de la quinua andina. Los gobiernos ni siquiera se dieron por enterados.
* En 1998, RAFI advirtió que una compañía sueca de nombre Biogaia había patentado un microorganismo extraído del seno de una mujer peruana. El hongo fue comercializado en yogures y otros productos vendidos en Escandinavia. Ninguna respuesta del gobierno.
* En 1999, gracias a la intensa presión de pueblos indígenas de la Amazonia, y basado en la información que les entregó RAFI en 1995, la Oficina de Marcas y Patentes de Estados Unidos canceló una patente oprobiosa que había otorgado sobre la planta sagrada Ayahuasca. Sin embargo, en enero del 2001, la patente fue reinstalada, concediéndola nuevamente al ciudadano norteamericano que la había solicitado originalmente. Sin oposición de ningún gobierno de los países amazónicos.
* En el 2000, trabajando con la Asociación Kechua-Aymara y grupos de campesinos de los Andes, RAFI reveló que existía una patente sobre el frijol nuña, otorgada a una empresa estadounidense y urgió al CGIAR y a los gobiernos de la región a apelar contra esta piratería. Hasta ahora solamente el CGIAR ha respondido.
* En el 2001, la Asociación Kechua-Aymara y RAFI comenzaron a trabajar con los Kallawaya de Bolivia y Perú preocupados por la comercialización de varias plantas medicinales propuestas por la Universidad de Texas y una compañía farmacéutica japonesa. Los gobiernos no han mostrado interés.
"En cada caso" concluye Pat Mooney, "los gobiernos tienen una obligación evidente de actuar. Esperamos que el nuevo gobierno de Perú tome este desafío y actúe contra la biopiratería". "El yacón debe volver a su casa," concuerda Argumedo, al igual que los demás recursos que han sido pirateados."

Por más información:
Alejandro Argumedo, IPBN (Red de Biodiversidad de Pueblos Indígenas)
Ruinas 451, Casilla 567, Cuzco, Perú
Tel: 51-84-243-427 o 651-329, Correo electrónico:
ipbn@web.net

Pat Mooney, Director / RAFI
Winnipeg, Canada
Tel: 1- 204- 453-5259
Fax: 1-204- 284-7871
Correo electrónico:
rafi@rafi.org
http://www.rafi.org

Que hace el Peru contra la Biopirateria?
http://www.biopirateria.org/

http://www.peruprensa.org/yacon.htm
http://www.peruecologico.com.pe/cultivosincas.htm

 
 

Hoy habia 18221 visitantes¡Aqui en esta página!

 

 
value="http://www.youtube.com/v/JYdZAuzHCeo&hl=en&fs=1">